Vivir intencionalmente es cuidar cada esfera de la vida.

comer limpio

Me encanta emprender, pero uno de los mayores obstáculos que he tenido a lo largo de los años ha sido mi salud y es por eso que comparto sobre temas de alimentación y vida saludable como un complemento necesario para tener éxito.

Vivir intencionalmente es cuidar cada esfera de la vida y en este video comparto las razones por las cuales hace un tiempo decidí abrir una página en Facebook llamada Comer Limpio con Ximena Greminger https://www.facebook.com/comerlimpiohoy/

En el año 2015 descubrí que a través de una buena alimentación podía recuperar la salud que había perdido por más de 8 años. En ese entonces, lo logré y todo iba bien hasta que volví a caer en malos hábitos alimenticios. Me dí cuenta que no se trataba solo de mantener una dieta en el corto plazo, sino debía cambiar para siempre.

En ese entonces definí como estrategia comprometerme con la gente, contándoles mi experiencia de manera pública y de esa manera me sentía comprometida a continuar. Es como ir a una reunión de alcohólicos anónimos, como las que vemos en las películas que cuando todos están en grupo se alientan y van contando los días sin caídas. Algo así, decidí hacer mi propio grupo y lo llamé Comer Limpio. Desde entonces ha resultado una experiencia muy alentadora con una comunidad interesada en ayudar.

Espero inspirarlos para que cuiden su salud, fortaleciendo su cuerpo a través de una buena alimentación. Salud!

 

 

Vivir cada día intencionalmente.

636037141990688898-1508755838_leaving-your-fears-insecurities-behind

Cuando abrí este blog mi intención era escribir sobre temas de marketing y emprendimientos, el problema es que esa es una pequeña parte de mi existencia y si bien ayudarte a generar más ingresos será algo bueno, generar un impacto en tu calidad de vida, será mejor.

¿Nunca has tenido la sensación de despertar, vivir y dormir sin mucho pensarlo? Sólo lo haces, sigues la rutina, enfrentas la vida como te dijeron que debías y de vez en cuando te atreves a cuestionar lo que haces ¿estaré haciendo lo correcto? ¿es esto lo que quiero? ¿por qué me cuestiono? Rápidamente apagas lo que consideras ridículas conjeturas existenciales. ¿Para qué pensar en ellas? Incomodan, volvamos a la rutina.

Hasta que un día encuentras valor para enfrentar la realidad. Eso me pasó. No hace mucho, no creo que hubiera sido un día específico, creo que fue un proceso largo, muy largo. Una mezcla de pensamientos, sueños y deseos. Entonces decidí tomar el toro por las astas y cuando me dí cuenta el animal era grande, bravo, casi incontenible. Tuve miedo, mucho miedo, pero cuando lo enfrenté él simplemente se rindió.

Vivir intencionalmente es eso. Enfrentar la vida, poner orden, apuntar a lo importante, renunciar a lo irrelevante, pero ante todo diseñar lo que quieres y arriesgar.

Y de esto sí es este blog. Welcome.

No te enamores del producto.

keep calm

El error más común de la persona que decide emprender es el mismo que comete cualquier simple mortal: enamorarse. Sí, enamorarse empedernidamente de su producto, servicio o marca y lo más probable es que termine como el personaje de la canción de Shakira: bruta, ciega y sordomuda.

Me encanta el estilo de Shakira en esas letras, tan desesperadamente genuina, intentando hacer una oda al amor no correspondido y es eso justamente lo que puede pasar si el producto o servicio se convierte en el objeto de nuestra adoración.

Si la recomendación es no enamorarnos del producto, entonces ¿hacia dónde deberíamos dirigir nuestros encantos? Y si lo que buscamos es generar un excedente de flujo de efectivo, entonces, la respuesta es simple: debemos construir una plataforma de negocios sólida para que cualquier producto, marca o servicio sea comercializado.

“Se me acaba el argumento, Y la metodología
Cada vez que se aparece frente a mí tu anatomía”

Hace algunos años leí el libro “Guía para invertir” de Robert Kiyosaki y en uno de sus capítulos describe el “Triángulo para invertir DI”. En sus trabajos Kiyosaki expone acerca del “cuadrante del flujo del dinero” que en resumen se refiere a los distintos roles desde los cuales se pueden obtener ingresos: como empleado (E)autoempleado (A)dueño de negocio (D) o inversionista (I). Este triángulo es útil para todos aquellos que estén en los cuadrantes de dueño de negocio o inversionista, es decir, que sea emprendedor y tiene la capacidad de estructurar las ideas de emprendimiento y convertirlas en resultados tangibles. triangulo-diMisión

Todos los negocios la necesitan, el sólo propósito de ganar dinero no es suficiente, no inyecta la pasión necesaria para que el negocio se mantenga a lo largo de las altas y bajas del ciclo de vida de cualquier producto o empresa. En el año 2007 iniciamos junto con mi esposo un negocio llamado Mamá Bonita una tienda donde se podía encontrar productos relacionados al embarazo, lactancia y bebés en la ciudad de La Paz. Cuando nos mudamos de ciudad a Santa Cruz de la Sierra (2012) la cerramos y en ese momento no teníamos planes de continuar con el negocio, pero a través de Facebook y llamadas teléfonicas la gente nos seguía contactando, así es que decidimos mantener algunos servicios, principalmente online. ¿Por qué hasta hoy sigue en pie? Creo que es porque tuvimos una misión clara desde el principio “Ayudar a las futuras mamás y mamás a vivir mejor”. No importa el producto, ni la tienda física, la misión continua y por algún extraño motivo eso es parte de nuestras vidas. La misión de negocio es más espiritual, nace en el corazón y ahí sí tenemos permiso para ser románticos.

Equipo

Como en los deportes, en los negocios también necesitamos un equipo para ganar o para perder. Cuando estás en un negocio de verdad ya no lo puedes operar solo, comienzas a depender de otros.

Liderazgo

Si trabajaremos con gente, es absolutamente necesario tener habilidades de líder. Hay dos frases del libro Guía para invertir que resumen muy bien esto y quiero citar: “El trabajo principal de un líder es sacar lo mejor de la gente, no ser la mejor persona” y “Si usted es la persona más inteligente de su equipo de negocios, su negocio está en problemas” ¿Necesito decir algo más?

Flujo de efectivo

Aptitud fundamental para cualquier negocio. Si sentimos rechazo por temas relacionados con finanzas, contabilidad, cuentas, etc. posiblemente emprender cueste más. No es imposible, pero el camino puede ser más difícil porque el flujo de efectivo es para un negocio lo que la sangre es para el ser humano y nadie quiere ver a su negocio desangrar.

“Por que este amor ya no entiende de consejos, ni razones
Se alimenta de pretextos y le faltan pantalones”

Comunicaciones

Comunicar, comunicar, comunicar. Mientras más se hable, escriba o grite del producto, servicio o marca, más posibilidades habrá de que el flujo de efectivo crezca, asegurando así, la base del triángulo.

Sistemas

En lo personal, esto me encanta. Sistemas para todo, sistemas de ventas, de marketing, de producción, de como atender al cliente, de como no hacerlo, etc., etc. Mientras más sistemas se generen, más independencia se logra y cada vez necesitaremos menos tiempo para estar en los detalles rutinarios del negocio y así ocuparnos de los temas más relevantes.

Legal

Los aspectos legales incluyen muchas cosas y como marketera diría que uno de los más importantes es registrar todo cuanto se pueda, si es una patente de producto o marca, etc. aunque a veces en nuestros medios, esto sea un saludo a la bandera.

Y finalmente el Producto

Ubicado en la cúspide del triángulo, pero insostenible sin el resto de ella. Hay muchos buenos inventos, geniales ideas, pero es cuestión de tiempo para que alguien más pueda crear algo igual o mejor y si no me creen visiten alibaba.com el mayor emporio de productos donde lo que no existe, lo inventan; bueno, bonito y barato.

Hace un tiempo conversaba con una persona que con mucha pasión hablaba acerca de un nuevo producto que comercializaría. En el intercambio de ideas, le transmití la importancia de trabajar en el triángulo antes de comprometerse más, pero esta persona siempre llevaba la conversación a lo increíble que era su producto y las razones por las cuales no podía fallar. Claramente, estaba profundamente enamorado de su producto y mientras hablaba, de pronto en mi cabeza el triángulo dio la vuelta completa, hasta quedar así: triangulo-di

Este emprendedor estaba poniendo todo el peso del negocio en el eslabón más débil. Y es que cuando creemos que el producto es lo más importante del negocio, volcamos el triángulo.  Es un tema de física para que se derrumbe inevitablemente (otra canción de la Shaki) y tal vez por un tiempo se pueda hacer malabares, pero con seguridad se derrumbará sin más; y claro la siguiente escena en mi mente fue imaginar al amigo haciendo algo parecido a la imagen de abajo, mientras sonaba la canción de la película de Rocky, Gonna Fly Nowflechamaxresdefault

En fin, no sé qué pasó con ese emprendimiento, ni con el amigo, pero sí sé lo que puede pasar con cualquier emprendimiento que nace con corazón de acróbata.

“Este amor no me permite estar en pie
Por que ya hasta me ha quebrado los talones”

Si de emprender se trata, es mejor enfocarse en la búsqueda de un nicho, pero de esto hablaremos en otra entrada. Mientras tanto hay que trabajar en un plan de negocios que contenga todos los elementos del triángulo DI. No necesitamos saber todo nosotros mismos, podemos buscar ayuda, investigar, preguntar. Repito: No necesitamos saber todo, sólo necesitamos saber quien sabe y la gran ventaja de trabajar este triángulo es que si el día de mañana es necesario retirar el producto del mercado, simplemente se debe reemplazar la cúspide del triángulo con otro producto y ¡listo! El resto del triángulo sostiene el negocio y podríamos darnos el lujo de decir que contamos con un negocio e inclusive ponerle un precio para venderlo. Los inversionistas compran sistemas de negocios probados, no productos.

Para terminar les dejo el video de Shakira Bruta, Ciega, Sordomuda como para cerrar la idea. En la letra de la canción imagen a Shakira cantándole a su producto, servicio o marca.

Keep calm y enamórate del producto con el corazón, pero mucho más con la razón.